Insalubridad en el área de Emergencia del hospital de Pucallpa alertó una usuaria al reportar la presencia de un paciente recostado en el corredor con una herida gangrenada que expedía olor putrefacto, situación que generaba gran malestar a los usuarios.

La ciudadana no soportó el hedor en los ambientes, ella acude todos los días para asistir a su paciente que se encuentra internado; motivo por el cual se vio obligada a permanecer en los exteriores al no soportar el fuerte olor que se concentró en la sala.

Esta incomodidad lo padecieron también los pacientes y familiares porque era muy evidente el mal olor del pie diabético del paciente que se quedó recostado en los pasillos a vista y paciencia de los usuarios y del personal de salud.

Esta situación molestó a los usuarios sugiriendo al área correspondiente que internen al paciente en un lugar adecuado. Indicó la mujer denunciante que evitó identifi carse, que la salud es un derecho, por lo tanto, los usuarios de los servicios tienen derecho a ser atendidos en condiciones de salubridad y confort; exigió a los médicos que atiendan con rapidez dichos casos porque generan mucha incomodidad, al propio paciente y a todos los usuarios.

Comentarios