Madre pucallpina clama auxilio para su menor hijo en Lima

Esta pandemia por lo que atraviesa el país entero deja muchos hilos por atar en la sensibilización de las personas y el ponerse en los zapatos de los más vulnerables, asimismo, los tratos en los nosocomios del Estado. 

Este es el caso de una preocupada madre en desesperación por salvar la vida de su menor hijo, que por la desgracia del Covid-19 tuvieron que separarse por un tiempo. Resulta que en la ciudad de Lima el personal del hospital Edgardo Rebagliati no tuvo consideración con el menor de edad que permanecía en cuidados por serios problemas de salud desde antes del inicio de la cuarentena.

“Me lo sacaron como cualquier cosa del hospital, ¡ahorita está quemando en fiebre!, el doctor no quiere saber nada, lo sacaron sin medias, ni siquiera pude cambiarle sus prendas a mi hijo o protegerlo y está sin protección” señaló al borde de las lágrimas Llanina Mishel Mendoza, madre del niño afectado.

Entre tanto, en el lapso de separación de esta madre y su hijo sucedió a causa que la señora Llanina fue contagiada del coronavirus, situación dada en estas últimas semanas que acompañaba a su hijo en su tratamiento en aquel nosocomio, por consiguiente, tuvo que ser puesta en cuarentena obligatoria separándose y no pudiendo hacerse cargo del pequeño.

Sin embargo, esta situación no fue comprendida por el personal del hospital, creyendo que el menor había sido abandonado, sin conocimiento que su madre también se debatía entre vida y la muerte frente al mortal coronavirus.

Por otro lado, una vez que Llanina Mendoza estando un poco recuperada fue a ver a su hijo se encontró con la triste sorpresa, sin remedio accediendo al mandato de los médicos y recoger al pequeño en tales condiciones con el riesgo de que se complique aún más su situación o infectarse del Covid-19 y poner más en riesgo la vida del menor. 

Por último, ésta desesperada madre clama ayuda e intervención del Ministerio de la Salud y de la Ministra de la Mujer para poder acceder al apoyo del gobierno porque ella siendo de Pucallpa, no tiene a nadie en Lima para que pueda ser asistida en esta difícil situación por la atraviesa, más aún cuando no cuenta con recursos económicos.

SAGGILT FLORES