17 Enero, 2021

El Centro de Atención Socioemocional Pucallpa se va concretando

El índice de violencia contra la mujer y los miembros del grupo familiar, se ha convertido en una problemática social muy crítica, y se ha visto poco atendida por los trámites y atenciones que requieren desplazamiento de un lugar a otro y largas esperas para continuar con el procedimiento.

La violencia y los tediosos trámites desde entablar la denuncia y conseguir atención psicológica pueden demorar a la víctima un año en la actualidad, quiere decir que una mujer violentada encuentra cita psicológica para diciembre del año 2021, situación que ha hecho que muchas de ellas, abandonen el procedimiento, toleren este accionar y/o hasta lo justifiquen.

Las cifras que manejan las diferentes instancias de gobierno no son las mismas, pareciera que Ucayali es una de las regiones más pacíficas, con escaso número de violencia contra la mujer y el grupo familiar. Sin embargo, el jefe de Instituto de Medicina Legal, Fernando Merino, ha mostrado que a través de medicina legal atienden a un número mucho mayor de víctimas y eso no es todo, las víctimas de la zona rural, de los distritos más alejados, no llegan a atenderse; porque médicos legistas sólo hay en Pucallpa, perdiéndose en el camino esos casos que las revictimiza ante la ausencia de los servicios del Estado.

Ante esta situación, Yris Silva Orbegoso y Ruth Ventura Amasifuen, regidoras provinciales de Coronel Portillo, decidieron emprender un maravilloso proyecto, se trata del Centro de Atención Socioemocional CASE-Pucallpa, para concentrar la atención a las víctimas de violencia en un solo lugar.

 Este ambicioso proyecto parece encontrar un horizonte, puesto que este último viernes se reunieron las promotoras del CASE-Pucallpa junto a diferentes líderes de distintas organizaciones así como representantes instituciones públicas en las instalaciones de la Municipalidad Provincial de Coronel Portillo.

Reunión que contó con la presencia del médico legista, Fernando Merino, jefe del Instituto de Medicina Legal del Perú, quien expuso la problemática que envuelve a las víctimas de violencia en la región, afirmando que muchas de ellas no llegan hasta las instalaciones de medicina legal tanto por la distancia, el costo de pasajes o trámites engorrosos.

“Felicito la iniciativa de las regidoras provinciales, para juntar a varias instituciones y mostrar la realidad de nuestra región en temas de violencia familiar; en realidad, es un tema muy poco tocado que a nosotros también nos preocupa, porque hay muchas víctimas que no llegan a nuestro local y poder tener su reconocimiento legal en aras de buscar justicia”, señaló.

Asimismo, estuvieron presentes la decana del Colegio de Obstetras de Ucayali, Rocío Villavicencio; la decana del Colegio de Periodistas, Clara Díaz hidalgo, el gerente de Desarrollo Social y Económico Miguel Romero Carrillo;  la psicóloga Tatiana Romero Rofner, Génesis Rojas Santos, subgerente de Juventud, Poblaciones Vulnerables y Proyectos Sociales del Gobierno Regional, la antropóloga Lorena Zavala, la comunicadora Shirley Vela, entre otros.

Reunión que resultó sumamente provechosa, puesto que luego de exponer la problemática y falencias en la atención de la violencia que enfrasca sobre todo a la mujeres, articularon propuestas y concretaron  con el respaldo de la psicóloga Tatiana Romero, una oficina para que el CASE Pucallpa inicie la orientación a las víctimas; asimismo las distintas profesionales se comprometieron para realizar actividades preventivas e informativas en la zona rural, e involucrar a los periodistas para que conozcan la real problemática desde la atención de medicina legal, promovido por el Colegio de Periodistas.

Promover además el voluntariado de psicólogos para el tratamiento y psicoterapias a las víctimas de violencia en las instalaciones primigenias del CASE-Pucallpa liderado por la psicóloga Tatiana Romero. Un compromiso adquirido también ha sido que el Colegio de Obstetras  promueva la dotación de kits de violencia para hacer entrega en el CASE y en el Instituto de Medicina Legal.

“Ha sido una reunión muy productiva para poder trabajar el tema del espacio, del apoyo socioemocional a la mujer; creo que esta iniciativa por parte de las regidoras es muy loable de poder resaltar ya que se ha convocado no solamente de articular diferentes acciones tangibles que se puedan llevar a cabo en corto, mediano y largo plazo. Estamos seguros de este voluntariado humano que va ayudar a dar soporte a las víctimas de violencia. Hemos visto cifras alarmantes sobre todo en este tiempo de pandemia en el que las víctimas han estado confinadas junto a su victimario, hay mucho por trabajar y nosotros estamos dispuestos a colaborar”, señaló Villavicencio.

El Centro de Atención Socioemocional Pucallpa, nació con la finalidad de brindar ayuda, sin importar el género, contará con psicólogos voluntarios, adelantaron.

Asimismo, contará con especialistas en psicoterapia para niños, jóvenes, adultos, mujeres; orientado a la atención de distintas personas de estratos socioeconómicos, quienes a través de una consulta buscar ayuda emocional tras ser víctimas del algún tipo de violencia.

Concretar la centralización de la atención a la violencia familiar y sexual, permitirá a las víctimas dirigirse a un solo lugar en el que recibirá el tratamiento y ayuda en los trámites que sigue la ruta de atención; los servicios deben acercarse a sus domicilios y recibir buen trato así cumplirán con todo el ciclo y serán empoderadas; es nuestra proyección que ya va tomando cuerpo, precisó la regidora Yris Silva, al tiempo de anunciar que irán adelantando las primeras acciones hasta la próxima reunión de los involucrados, que fue acordado para enero próximo.

SIGRIDT RODRÍGUEZ