Urge “Basuratón” para limpiar Pucallpa y alrededores

0
9

La problemática del recojo de residuos sólidos en la ciudad de Pucallpa y el distrito de Campoverde es preocupante. Pues es un tema visible y muestra el bajo nivel de cultura de limpieza. Voces de ciudadanos proponen ejecutar un “Basuratón”.
El tema de la basura constante en calles y puntos de acopio informales tanto en las zonas urbanas y periféricas tiene varios factores que va desde la insuficiente logística (camiones y furgones), personal hasta la falta de conciencia en el ciudadano.
En los distritos de Callería, Manantay y Campoverde a diario recogen hasta 270 toneladas de residuos sólidos. En este contexto implementar un “Basuratón”, permitiría encontrar soluciones a la problemática que aqueja a todos.
A continuación conozca el panorama complejo que afectan a los distritos de la metrópoli de Pucallpa. Para que, de este modo se puedan buscar medidas de implantación y solución conjunta:

VER TAMBIÉN:Hombre humilde hace su currículum a mano y recibe más de 30 ofertas de trabajo


CALLERÍA
En el distrito de Callería, 10 camiones recolectores recogen de 180 a 200 toneladas de basura al día. Al año la población local desecha un promedio de 73 mil toneladas; de los cuales en teoría el 85% debería ser reciclado, es decir, 63 mil 750 toneladas. La cultura de separar la basura, reciclar y no arrojar residuos al suelo, es casi inexistente en Callería”, sostuvo Lincoln Chávez Ruíz, subgerente de Limpieza Pública de la Municipalidad Provincial de Coronel Portillo. La Municipalidad destina al año S/8 millones al servicio de limpieza pública, “orientado al servicio de recolección, más no al reciclaje. Se necesita mayor capacidad logística para la segregación, que implica instalaciones, infraestructura, tecnología y presupuesto”.
Con respecto al financiamiento que proviene de los tributos, anualmente se debe recaudar S/ 8 millones para gestionar los gastos de la limpieza pública, pero solo se recauda S/ 2 millones, esto revela que la población no tiene cultura de limpieza y le hace falta la cultura tributaria. “Por más que las municipalidades limpien y barran las calles, estas seguirán sucias porque la población no está educada”, prosigue.
Asimismo, la escasa logística del distrito de Manantay afecta directamente los gastos operativos de Callería, puesto que hay puntos limitantes entre ambas jurisdicciones donde los carros recolectores de Manantay no pasan.
“Tenemos que recoger la basura que corresponde a Manantay en la Urbanización Municipal, por ejemplo, para que no se formen puntos críticos de acumulación de residuos y perjudiquen la salud de la población”, finalizó.

VER TAMBIÉN:Alcalde de Curimaná preside Mancomunidad de Cuencas Pachitea y Aguaytía


MANANTAY
En el distrito de Manantay, en los turnos de mañana y tarde dos camiones compactadores, seis volquetes alquilados y tres volquetes propios recogen de 30 a 60 toneladas de basura a diario. Esto producto del desecho de 120 asentamientos humanos. Sin embargo, varias calles del distrito lucen con cúmulos de basura, al respecto, Pastor Gómez, subgerente de Limpieza Pública de la Municipalidad Distrital de Manantay reconoció algunas deficiencias; pero que la población también tiene responsabilidad.
“Hay vecinos mal educados, porque después que pasa el camión recolector a los cinco minutos vuelven a sacar su basura a las calles”, el subgerente reconoce que esto se debe a que la municipalidad no tiene establecido un horario de recojo de basura. Pero, dijo que la subgerencia está elaborando un plan de horario de recojo de residuos sólidos para ser aprobado por el Concejo Municipal. El plan consta de un horario, previa campaña de concientización, además de sanciones para los vecinos “cochinos”.

VER TAMBIÉN:Constituyen Mancomunidad de Municipalidades entre Ucayali y Huánuco


En Manantay la subgerencia ha identificado 20 puntos de acopio, a los cuales limpian constantemente. En la zona urbana los camiones pasan todos los días, en los asentamientos humanos cada dos días y en los lugares más lejanos dos veces por semana. Pastor Gómez pidió disculpas a los vecinos donde en ocasiones no llega el camión recolector, explicó que esto se debe a que a veces los vehículos se malogran, los choferes se enferman o porque las calles son intransitables (cuando llueve).
“Recogemos con las pocas unidades móviles que tenemos, pido disculpas a la población porque no podemos llegar al 100%; pero no es por la inoperancia de la gestión, sino por las maquinarias”, manifestó el subgerente.
Para paliar esta problemática informó que solicitó apoyo a la Municipalidad de Coronel Portillo y que para el 2022 alquilarán hasta dos camiones más. Por el momento, con los camiones que tienen trabajan arduamente de lunes a domingo. “Pido a la población que colabore con la limpieza pública, no boten basura en las pistas, cunetas y después que pasa el recolector. Les exhortó a que no ensucien las plazas y semáforos y nos ayuden a mantener una ciudad limpia y saludable”, concluyó.

VER TAMBIÉN:Gatito demuestra a tigre quién es el que manda (VIDEO)


CAMPOVERDE
A diario en el distrito de Campoverde, un camión compactador y dos furgonetas en doble jornada recogen de 8 a 10 toneladas de basura. Sin embargo, en algunas partes del distrito se observa cúmulos de residuos sólidos en las calles y esquinas.
“La población no recicla, no separa la basura y tampoco toma conciencia”, sostuvo al respecto Orlando Jiménez, subgerente de Servicios Públicos de la Municipalidad Distrital de Campoverde.
Es “normal” que después del paso del recolector, la basura se vuelve a acumular en solo horas. “La gente no respeta los horarios y arrojan sus residuos a las avenidas”.
La zona urbana de Campoverde cuenta con 9 mil habitantes y su único recolector operativo llega hasta el kilómetro 50, pero no se da abasto. “Tenemos otro camión compactador, pero por falta de presupuesto está en manteniendo, esperamos que en los próximos meses vuelva a operar”, añade.
El presupuesto que destinan a la limpieza pública es en promedio S/ 10 mil anuales, cuyo monto es utilizado en su mayoría en el combustible de los recolectores. Según el subgerente, la responsabilidad de mantener el distrito limpio se divide en 50% entre la municipalidad y la población, por lo que Jiménez informó que para cubrir la demanda de una mejor forma se necesita más logística. “La basura es un tema de nunca acabar, siempre se trata de concientizar a la población (…) pero la falta de cultura hace que no obedezcan”, zanjó.

VER TAMBIÉN:Niño de 13 años es encontrado decapitado con señales de canibalismo


YARINACOCHA
El distrito de Yarinacocha es un tema complejo, es quizá el distrito que más lidia con la problemática de la basura, esto desde años atrás. Los vecinos de esta localidad a diario se quejan del pésimo servicio que reciben y de los puntos de acopio de basura sin control.
Diario Ímpetu, intentó contactarse con el responsable de la Subgerencia de Limpieza Pública de la Municipalidad Distrital de Yarinacocha para abordar este tema, pero no fue posible: el responsable no se encontraba en su despacho, su secretaria se negó a proporcionar su número telefónico.


ALI RODRIGUEZ
MARTHA ZACARIAS

Deja un comentario