Elecciones con un horizonte difícil, a cien días para acudir a urnas

0
21

La última encuesta regional sobre las elecciones regionales y municipales de octubre 2022 realizada por la empresa Marketing Plux, revela una dinámica interna de la población y las variables que toman fuerza. Por ello, son las más difíciles en los 42 años de historia del departamento de Ucayali. Y los factores son varios con un origen interno y otras provenientes del contexto nacional.

FACTORES INTERNOS

El desgaste de los liderazgos tradicionales por su constante participación y el incumplimiento de promesas y ejecución de obras, sumado a las denuncias de corrupción y procesos judiciales, así como el desfase de sus propuestas ante una realidad nacional y mundial que se encuentra en cambio veloces, abrió una brecha entre el electorado y tales candidatos.

El segundo factor es que la ejecutoria de la política regional pretende seguir con el horizonte tardío de lo parroquial, a contravía de las comunicaciones que interactúan con cada ciudadano a través de los celulares. Los dos factores insuflan expectativas mayores en quienes siguen habitando la pobreza y el olvido.

FACTORES NACIONALES.

El principal factor nacional es la actitud de indiferencia y descontento del electorado que puede consolidar una corriente de voto de protesta, tal como ocurrió con Pedro Castillo. Y si bien, los candidatos de El Lápiz no encuentran la fórmula para ubicarse en las preferencias, ese voto de protesta podría ir de manera inesperada a candidatos emergentes.

CRECIMIENTO LENTO

Ninguno de los candidatos que figuran en los primeros lugares ha conseguido una posición con suficiente ventaja que permita concluir que el escenario no tendrá cambios inesperados. Por el contrario, es fácil prever que se modificará de manera inusitada.

Antonio Marino Panduro, exalcalde provincial de Coronel Portillo, mantiene un crecimiento, aunque lento pero sostenido y podría mantener la distancia, pese a que su campaña no tiene la propuesta vendedora de gran enganche. Y Manuel Gambini Rupay, exgobernador regional, tiene señalamientos, pero logra un crecimiento entre lanzas, aunque necesita desbrozar los reclamos y diferenciarlos de las propuestas, aunque los tenga en cuenta.

Edwin Vásquez López, andando en círculos concéntricos ejecuta una estrategia carente de lenguaje adecuado y es respetable que se mantenga en la disputa, haciéndose fuerte en la provincia de Atalaya y el distrito de Manantay.

Abel Vásquez Panduro parece haberse extraviado en su propia retórica y ha detenido el crecimiento. En tanto Nelly Haumaní es beneficiada con el efecto esponja y recoge parte del voto del descontento, pudiendo crecer más.

CORONEL PORTILLO

Edwin Díaz Paredes, en apariencia mantiene una preferencia, pero esta es débil porque los candidatos siguientes aprietan la marcha: Raúl Marden Contreras, Jhony Izquierdo Zevallos antiguo en estas lides, Sandro Acosta que le pone motor desde el sector privado y Arturo Najar Kokally. Un voto fraccionado que le representara varias dificultades al ganador.

YARINCOCHA

Rony del Aguila, natural del lugar y con participación en gestión edil, mantiene una preferencia ganada en base a persistencia, pero deberá superar barreras de tipo legal. Katherine Rodríguez tiene electorado, pero carece de una estrategia que le permita crecer y fortalecer su posición. Nerio Paredes está en la lucha y el veterano Nelson Ramírez sigue a porfía. Y Salomón Salles surge como figura emergente, sin logística, propuestas y sin mayor expectativa orgánica interna.

MANANTAY

Siendo la casa del Otorongo parece invulnerable y Roger Galán parece caminar solo, aunque sorpresas hay en la vida.

HORIZONTE DIFICIL

De no consolidarse una tendencia en uno de los candidatos regionales podría consolidarse el escenario de una segunda vuelta en la que estarían Antonio Marino Panduro, Manuel Gambini Rupay, con el peligro inminente del crecimiento de Nely Huamaní. Ese horizonte difícil está a la vista y solo a 100 días de las elecciones de este 2 de octubre.

Humberto Villa Macías

Deja un comentario