“La población está cansada de robos», sostuvo Abel Vásquez

0
80

Los delincuentes, antes de ser asesinos, ladrones y estafadores, fueron niños que quizá con una mejor educación pudieron haber tenido un mejor futuro dentro de los parámetros de la ley, lo que reduciría los índices de actos criminales y los deseos de la población de hacer justicia popular. Sin embargo, ya no se puede llorar por la leche derramada, por lo que dependerá de las futuras autoridades mejorar las condiciones de seguridad de la población. En esta oportunidad entrevistamos al maestro y aspirante al Gobierno Regional de Ucayali, por el partido Perú Libre, Abel Vásquez.

VER TAMBIÉN: Vigilante intentó suicidarse con un disparo en hombro

Al incrementar los índices delincuenciales, también se hace más evidente la decisión ciudadana de hacer justicia por su cuenta. ¿Cuál es su posición al respecto?

Antes de hablar de la justicia que quiere hacer el pueblo, se tiene que hablar de la inseguridad de la región, que conlleva a la población a tomar ese tipo de acciones, porque está cansada de los robos, de los actos de corrupción, de la delincuencia. No hay seguridad ni siquiera en tu hogar y desde las autoridades se fomenta eso, porque no le dieron importancia al tema de seguridad, sino a otros.

Los responsables de brindar seguridad a la región y a sus distritos, no tienen la moral para hacerlo, porque en su mayoría son expolicías expulsados y degradados, por diferentes actos.

Para la Policía, la sensación de inseguridad es eso, una sensación, para la población es un indicador de falta de logística y trabajo, ¿cuál de las dos posiciones comparte?

No es solo una sensación, es una vivencia. La inseguridad está en la esquina de tu casa, en la esquina inclusive de una comisaría, cuando alguien viene con un arma y te roba un celular. Para la Policía es una sensación porque son cosas a las que tienen que responder. 

VER TAMBIÉN: Dirincri captura a tres sindicados en asesinato de regidora y su pareja

Para combatir la inseguridad tiene que haber un trabajo unido, consensuado con las autoridades y la Policía, acción que no se podrá hacer cuando una de las autoridades fue expulsada de su institución. Un ejemplo es el señor Miguel Cardoso, antes jefe del Centro de Operaciones de Emergencia Regional, está prófugo acusado de haber pertenecido a una organización criminal.

Por eso la población piensa tomar la justicia por sus manos, aunque no debe ser así, pero prácticamente están obligados a ellos mismos protegerse, cuidarse a no ser asaltados o asesinados. Urge más unión para enfrentar a la delincuencia y que prioricen el tema de seguridad y no los intereses de organizaciones criminales.

¿Cree que el Estado de Emergencia sea la solución para la inseguridad ciudadana o qué otras estrategias se deben implementar? Usted como candidato, ¿qué propuestas plantea?

Para solucionar el problema de inseguridad, no necesariamente se necesita declarar en estado de emergencia, porque eso implica que las autoridades podrán hacer lo que quieran con el presupuesto. Lo que se tiene que hacer es que las autoridades deben trabajar de forma coordinada y consensuada, sin egoísmo y burocracia.

De llegar al Gobierno Regional, lo primero que haríamos es evaluar y designar personas con moral, conocimiento y responsables para administrar la seguridad ciudadana, con la Fiscalía, la Policía y el Poder Judicial.

VER TAMBIÉN: Promesa presidencial para ucayalinos aún no se pone en marcha

No es posible que la Fiscalía solo actúe cuando le conviene, y cuando no deje salir a los delincuentes. Y lo mismo con el Poder Judicial, que no solamente sentencie al que roba una gallina, sino también al que robó millones de soles.

La inseguridad también se siente en las zonas rurales y las comunidades nativas, por mano de los narcotraficantes, ¿qué acciones se deben implementar allí?

El Estado designa presupuesto para la lucha contra la corrupción, desde el Gobierno Regional podemos complementar ese trabajo. Sin embargo, hay que tener en cuenta que acá tiene que ver mucho la Policía de Estado, que debe orientar a hacer un trabajo coordinado.

Plantearemos que el Gobierno cumpla y sea más drástico con los narcotraficantes, porque finalmente ellos son los que determinan a través del Ministerio del Interior y de Justicia con la asignación de presupuesto.

VER TAMBIÉN: Dos sicarios habrían contratado para asesinar a regidora y su familia

Desde su perspectiva de maestro ¿qué estrategia cree que se debe implementar en la curricula educativa para prevenir la delincuencia?

Más educación, para prevenir. De ser elegidos, priorizaremos el área de seguridad y ciudadanía, porque desde allí tenemos que incidir, todo de la mano con las autoridades. Con la educación se puede hacer algo para las futuras generaciones. Hay jóvenes que están dentro de la delincuencia y a ellos hay que buscar rescatarlos y darles oportunidades.

¿Qué política se puede plantear para reforzar los valores y la unión familiar desde las instituciones?

La Escuela de Padres es una gran solución, pero no se le da la importancia respectiva. Esta escuela conlleva como su nombre lo dice, a educar a los padres y prepararlos para la vida, ya que muchos son jóvenes. Por educar nos referimos a plantearles los valores que quizá no recibieron en su hogar. De la misma formar incidir en una educación con más moral y valores para los niños.

Nosotros proponemos recuperar la educación de los padres y de hijos, porque es la única forma criar a un ser humano que en el futuro no se convertirá en un delincuente.

MARTHA ZACARIAS

Deja un comentario