Ayuda para que Grety salve el único ojo que le queda

0
14

A sus diez años de edad, Grety Mozombite Romania, como buena niña ribereña, le encanta el río y pescar en él. Siempre lo hacía en el caserío donde vivía y una mañana luchaba con una carachama para atraparla, pero el pez, inquieto y agresivo, se movió violentamente y alcanzó a dar un aletazo a Grety en su ojo izquierdo, causándole un gran dolor.

El momento fue motivo de orgullo para su familia y amigos, quienes valoraron su valentía y destreza para pescar, descuidando la afección que la carachama había causado en el ojo de la niña. Pasaron seis meses y la situación se agravó. En la cara de la chiquita era evidente el daño que había sufrido en esa pelea, enrojeciendo peligrosamente a su ojo izquierdo.

Enderson Mozombite, padre de Grety, tomó a su hija y la trajo a Pucallpa para buscar ayuda profesional que evite que la pequeña pierda la visión. Llegaron al Hospital Regional y a un oftalmólogo particular. Hasta un cura les ayudó, en medio de esa desesperación, para conseguir un oftalmólogo que salvara ese ojo, pero los médicos fueron sinceros y les indicaron que no había nada qué hacer para salvar el ojo de Grety.

A los pocos días lo perdió, pero eso no era lo más preocupante, sino que también estaba en riesgo su ojo derecho, que se había infectado. Los galenos recomendaron a don Enderson que la lleve inmediatamente a Lima para que la intervengan

El padre de la menor se movilizó como pudo y, en esos ajetreos angustiantes, conoció a Álvaro Agurto Mazzini, gestor de Promoviendo Pucallpa, quien hace siete años llegó a Pucallpa para trabajar ayudando a los niños más necesitados y vulnerables de nuestra región. Le rogó que lo asistiera y Álvaro consultó con Abelardo Maldonado, su amigo y trabajador desde que llegó a Pucallpa y organizó Promoviendo Pucallpa. “Él es quien conoce mejor que nadie la ayuda que se debe dar a los niños”, reconoció Álvaro al padre desesperado.

Además, Abelardo Maldonado era amigo de Maricela Romaina, madre de Grety, así que con mayor gusto les ofreció su apoyo para salvar ese ojo derecho con el que todavía puede mirar el paraíso que rodea a Pucallpa y a su río Ucayali, donde Grety correteaba y pescaba a su gusto, viviendo feliz, hasta que su presa la venció esa mañana y se vengó de ella, dañándole la vista.

También la llevaron al Hospital Amazónico de Yarinacocha para hablar con el personal del SIS y ver de tramitar la referencia a Lima. Sin embargo, como había transcurrido más de 6 meses de ocurrido el accidente ya no era una urgencia, el SIS no podía cubrir el gasto del traslado en avión.

Ante ello, Álvaro se contactó con el oftalmólogo particular, de apellido Morales, quien había recibido a Grety en su consultorio, y se enteró al detalle de lo que ocurría con Grety, lo que hizo que, con Promoviendo Pucallpa, decidiera apoyar a Enderson Mozombite para trasladar a Lima a la niña que ya había perdido la vista en el ojo izquierdo.

“Es así que me comuniqué con el oftalmólogo Max Hernández, del Instituto Nacional de Salud del Niño, de San Borja, en Lima, quien colaboró con Promoviendo Pucallpa en una de nuestras campañas gratuitas pediátricas anuales y me recomendó llevarla al INO (Instituto Nacional de Oftalmología).  También era necesario ver dónde se podían hospedar Grety con su padre mientras estuvieran en Lima para la consulta y posible operación y una persona amiga me puso en contacto con el albergue de la Association Casa Ronald Mac Donald”, relató Álvaro Agurto a ÍMPETU.

“Gracias a Dios –continuó” se pudo realizar todas las gestiones correspondientes para que pudieran atender en el INO a Grety y la aceptaran a ella y a su padre en el albergue de dicho instituto. Los dos partieron rumbo a Lima en bus y fueron felizmente acogidos por el personal del albergue”.

La cita en el INO fue el miércoles 2 de diciembre, esta semana, y ayer, luego de realizarle unos exámenes adicionales, estaba previsto operar a Grety, ponerle una prótesis y procurar salvar el ojo derecho.

¿Qué ocurrió? Todavía no ha llegado la información, pero, desde Pucallpa, tanto Álvaro Agurto como Abelardo Maldonado pidieron oraciones por Grety y que Dios ilumine a los doctores que la atienden.

JM

Deja un comentario