Meijos reverdecen toda la avenida Centenario

0
65

Desde el semillero del vivero de la Municipalidad Provincial de Coronel Portillo hasta una de las más transitadas y principales avenidas de la ciudad de Pucallpa, fue el proceso de vida de los más de 1 600 árboles de ‘meijos’ sembrados en las medianas o separadores centrales de la Av. Centenario.
Los ‘meijos’ o Hibiscus tiliaceus son originarios del “viejo mundo”, específicamente del continente asiático, aunque otros especialistas también señalaron que podrían ser nativos de Hawái, ya que pudieron haber sido introducidos por el mar de Polinesia. Sin embargo, sea cual sea su origen ya están en la región con la finalidad de contrarrestar los efectos del cambio climático y embellecer la ciudad.
Su vida empieza en un semillero de casi dos metros de ancho y 5 de largo, cuando “ya echan raíz” son apartados y llevados a otro ambiente, donde sus nuevas viviendas son bolsas de almácigos. Una vez que tienen “las raíces fuertes” los trasladan a su último ambiente, hasta que finalmente son retirados para ser plantados en algún parque o separador central de Pucallpa. Este proceso dura al menos tres meses.


“Esta especie tiene una raíz pivotante, por lo que no daña la acera, y también es de crecimiento rápido, puesto que en seis meses llega a la etapa de maduración”, comentó la subgerente de Áreas Verdes y Gestión Ambiental, Enith Maylle Torres. Los ‘meijos’ alcanzan los 4.10 metros de altura, su un tronco puede llegar a medir hasta 15 cm de diámetro. Sus flores son de color amarillo brillante con un centro de color rojo oscuro al abrirse. En el transcurso del día, sus flores van tornando a color naranja y finalmente termina en rojo antes de caer el día.
¿Cuáles son sus beneficios?
La corteza y sus raíces pueden ser utilizadas como té que alivia las fiebres o como laxantes, según Etnobotánica del Bishop Museum, además, sus jóvenes y frondosos brotes se pueden comer como verdura. Asimismo, los nativos hawaianos lo utilizaban para construir canoas, como leña, y tallas de madera. Con su corteza hicieron cuerdas, para el sellado de grietas en los barcos. Sus llamativos colores y su rápido crecimiento favorecen el embellecimiento del lugar donde es sembrado, aparte que sus frondosas hojas proveen sombra.


Meijos en todo el Perú
La Municipalidad de Lima sembró 3,632 ‘meijos’ en su vivero, en los distritos de Pachacámac y Villa El Salvador replicaron la idea, al igual que en distintos puntos del país, debido a que esta especie puede habitar en las costas, arroyos y otras áreas húmedas.
Problema:
El 60% ‘meijos’ plantados son destruidos o robados, lo que representa una pérdida mayor a los siete mil soles a la Municipalidad Provincial de Coronel Portillo. Esta especie puede llegar a costar hasta S/ 15 cuando mide de entre 80 a 99 centímetros, sin embargo, el precio que se oferta en el vivero municipal es mucho menor (S/ 4).
El robar o destruir un árbol cuyo objetivo es mejorar la ciudad en donde vivimos, lejos de ayudar al medio ambiente, refleja la falta de educación y respeto hacia la naturaleza. Si deseas adquirir uno puedes acercarte al vivero municipal ubicado detrás de La Papelera, los precios pueden variar desde S/ 1 hasta S/ 15.


MARTHA ZACARIAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí